Manuel Belgrano

2020 año en que se cumplen 250 años de su nacimiento y 200 de su fallecimiento

El hombre que soñó una Argentina para todos

Manuel Joaquín del Corazón de Jesús Belgrano nació en Buenos Aires el 3 de junio de 1770, cuando el territorio todavía era parte del Virreynato del Perú (recién el 1776 Buenos AIres pasó a ser la capital del Virreynato del Río de la Plata). Estudió en el Colegio de San Carlos y luego en España, en las Universidades de Valladolid y Salamanca. Llegó a Europa en plena Revolución Francesa y vivió intensamente el clima de ideas de la época.

 

Se interesó por la fisiocracia, que ponía el acento en la tierra como fuente de riqueza y por el liberalismo de Adam Smith, que había escrito allá por 1776 que “La riqueza de las Naciones” estaba fundamentalmente en el trabajo de sus habitantes, en la capacidad de transformar las materias primas en manufacturas. Belgrano pensó que ambas teorías eran complementarias en una tierra con tanta riqueza natural por explotar.

 

En 1794 regresó a Buenos Aires con el título de abogado y con el nombramiento de Primer Secretario del Consulado, otorgado por el rey Carlos IV. El consulado era un organismo colonial dedicado a fomentar y controlar las actividades económicas. Desde ese puesto, Belgrano se propuso poner en práctica sus ideas. Había tomado clara conciencia de la importancia de fomentar la educación y capacitar a la gente para aprendiera oficios y pudiera aplicarlos en beneficio del país. Creó escuelas de dibujo técnico, de matemáticas y de náutica.

 

Las ideas innovadoras de Belgrano quedarán reflejadas en sus informes anuales del Consulado en los que tratará por todos los medios de fomentar la industria y modificar el modelo de producción vigente.

 

Belgrano afirmaba que “el mejor medio de socorrer la mendicidad y miseria es prevenirla y atenderla en su origen”.

 

Esta era, a su entender la única manera de evitar “ los grandes monopolios que se ejecutan en esta capital, por aquellos hombres que, desprendidos de todo amor hacia sus semejantes, sólo aspiran a su interés particular, o nada les importa el que la clase más útil al Estado, o como dicen los economistas, la clase productiva de la sociedad, viva en la miseria y desnudez que es consiguiente a estos procedimientos tan repugnantes a la naturaleza, y que la misma religión y las leyes detestan».

 

Fuente: elhistoriador.com

 

 

Pinceladas del pensamiento de Belgrano

“Un pueblo culto jamás podrá ser esclavizado”

 

 

“Yo no se más que hablar la verdad y expresarme con franqueza: esto me lo he propuesto desde el principio de la revolución y he seguido y seguiré así”

 

 

“Mucho me falta para ser un verdadero padre de la patria, me contentaría con ser un buen hijo de ella”

 

 

“Todas las naciones cultas se esmeran en que sus materias primas no salgan de sus estados a manufacturarse, y todo su empeño es conseguir, no solo el darles nueva forma, sino aún atraer las del extranjero para ejecutar lo mismo y después vendérselas”

 

 

“La vida es nada si la libertad se pierde”

 

 

“…. Mi norte ha sido siempre la razón y la justicia y no dudes que ejecutaré cuanto esté a mis alcances para conseguir un fin tan justo”

 

 

“Fundar escuelas es sembrar en las almas”

 

 

 

Enlace a  excelente documento del Ministerio de Educación sobre el prócer:

 https://compartir.cultura.gob.ar/una-cartografia-para-manuel-belgrano-sobre-tres/

Para los más pequeños: Videos de Paka Paka